¡ NUEVO ! Hasta que el Cuerpo Aguante del 11 de AGOSTO 2017. Especial Ramón Macías: voz oficial

Hasta que el Cuerpo Aguante Radio 24 horas on line

Vea lo que pasa en Cabina en vivo Estéreo Mendel

Visite nuestro sitio en la WEB

lunes, 6 de febrero de 2017

MENÚ PARA EL PROGRAMA DEL VIERNES 03 DE FEBRERO DE 2017

MENÚ PARA EL PROGRAMA DEL VIERNES 03 DE FEBRERO DE 2017

* Presentaremos un programa con canciones arrabaleras
* Recordaremos a compositores como Carlos Crespo, El Chueco Váquez, Alberto Vides y otros
* Escucharemos a cantantes como Manuel Pomián, Chelo Silva, Julio Jaramillo, Fernando Fernández, Daniel Santos, Sonora Santanera y otros
* Desempolvaremos una cápsula de la sección El romántico de la cicatriz con canciones que Agustín Lara dedicó a las mujeres galantes

1. Este viernes presentaremos un programa especial dedicado a los intérpretes y boleros de un estilo de canciones denominadas arrabaleras o cantineras, muchas de ellas originadas en los años cuarentas y cincuentas, basadas en escenarios como cantinas o prostíbulos. Escribe Escribe Ma. del Carmen de la Peza, investigadora de la Universidad Autónoma Metropolitana, que estos boleros interpretados por cantantes populares y orquestas tropicales o pequeñas orquestas de tres o cuatro instrumentos acompañando al piano, en medio de números de rumberas y bailarinas. Lugar de encuentro y desfogue de los hombres de las distintas clases sociales y de las "malas mujeres", al margen de la vida familiar.Fueron diversos intérpretes y compositores a quienes podemos encerrar en esta forma que adoptó el bolero en esos años. Como compositores podemos mencionar al zacatecano Carlos Crespo, autor de “Hipócrita”, entre otras canciones, el mexiquense Alberto Vides, compositor de temas como “Fruto robado” o “Amor de cabaret”, que se hicieron famosos con la Sonora Santanera; Arturo Vázquez, El Chueco compuso  “Escoria humana”; Agustín Lara aportó naciones netamente arrabaleras desde el propio título como “Aventurera”, “Pecadora”, “Pervertida” o “Cortesana”, entre muchas; no podemos olvidar canciones como “Virgen de Media noche”, compuesta por el mexicano Pedro Galindo, o “Perfume de gardenias, del inolvidable Jibarito, Rafael Hernández. Como interpretes de boleros arrabaleros o cantineros podemos mencionar a la cantante texana Chelo Silva, al veracruzano Manuel Pomián, al trío Los Jaibos, Fernando Fernández y otros más.

2. El cantante veracruzano Manuel Pomián falleció hace 28 años, el 4 de febrero de 1989. Recordemos algunos datos que ya hemos publicado: Con base en documentos solicitados en el Registro Civil de Nuevo León y tomando en cuenta el Acta de Matrimonio 313, con fecha de 23 de Mayo de 1967, nuestro antiguo radioescucha en Monterrey, Francisco Saldaña, nos dice que Manuel Pomián Márquez, originario de Minatitlán, Veracruz, de 45 años de edad, se casó con Alicia Vivanco Juárez, originaria de Elota, Sinaloa. Asimismo el señor Saldaña nos compartió el Acta de Defunción 1064, con fecha del 6 de Febrero de 1989, en la que se asienta que Manuel Poumian (SIC) Márquez, casado con Alicia Vivanco, falleció el 4 de Febrero de 1989. Las causas de fallecimiento que mencionan son Infarto agudo al Miocardio, trombosis crónica, arterioesclerosis, diabetes mellitus, amputación bilateral e infección arterial. Es decir suponemos que las causas fueron complicaciones derivadas de la diabetes mellitus, teniendo el fallecido una edad de 68 años aproximadamente. Sin duda, Pomián fue un especial representante del bolero arrabalero en México, recordado por su particular acompañamiento en el piano del potosino Fernando Z. Maldonado, quien le dio a las canciones interpretadas por Pomián un estilo muy especial con un toque cantinero por lo que lo presentaremos este viernes.

3. Con la cantante texana Chelo Silva presentaremos tres boleros compuestos por el sinaloense Fernando Valdez: “Mala, muy mala”, “Aunque tenga que llorar” y “No vuelvas”. Consuelo Silva Chelo Silva nació el 25 de agosto, 1922 en Brownsville, Texas. Falleció el 2 de abril de 1988 en Corpus Christi, Texas, Estado Unidos. Fue de las más conocidas cantantes del bolero desde principios hasta mediados del siglo veinte.  Silva ayudó a popularizar y destacar su estado natal, Texas, junto con Lydia Mendoza, quienes son consideradas como “Las Grandes de Texas”. Silva empezó a cantar desde una temprana edad y para finales de los treinta ya estaba bien establecida musicalmente en su ciudad natal de Brownsville, gracias a una serie de presentaciones en un programa de radio local cuyo locutor era Américo Paredes.  Su popularidad creció en las zonas fronterizas durante los años cuarentas y cincuentas. Sus primeras grabaciones se hicieron para la disquera Falcon en 1954 y su música se distribuyó en México bajo el sello de Peerless. Su popularidad en Texas y México pronto se igualó a la que tenía en toda Latinoamérica, ya que se presentó durante mucho tiempo en diverso países de América. En Colombia todavía se le recuerda. (Con información tomada de vidaplena.mforos.com).

4. Una de las canciones más representativas del estilo arrabalero en el bolero es sin duda “Escoria humana”, llevada al disco por Manuel Pomián, las hermanas Padilla, entre otros intérpretes. El autor es el tamaulipeco Arturo Vázquez, a quien le decían “El Chueco”. Este viernes presentaremos este tema en la característica voz de El Chueco. Además escucharemos en su voz los temas “China hereje” y “Los Arrayanes”. Según datos aportados por Omar, Arturo Vázquez era originario de Nuevo Laredo, Tamaulipas y fue muy famoso en el noreste de México durante los años treinta y cuarenta. Era también compositor y él fue quien escribió el famoso bolero arrabalero “Escoria humana”, que entre otros, grabaron las Hermanas Padilla. Trabajó mucho en centros nocturnos de dudosa reputación (principalmente en bares, cantinas y en negocios ubicados en las llamadas zonas rojas) de Nuevo Laredo y Monterrey, principalmente, y se acompañaba de su piano. “El Chueco” Vázquez poseía un estilo muy característico para cantar con una voz muy delgada y chillona. Interpretaba boleros y canciones de desamor con el mismo estilo que el veracruzano Manuel Pomián, quien por cierto también grabó el bolero “Escoria Humana”. “El Chueco” padecía estrabismo y arrastraba una de sus piernas, de ahí el apodo. Grabó para Discos Falcón y Discos Imperiales, entre otros sellos discográficos. Su rostro le daba un aire Alejandro Ciangherotti (véase foto). Sin duda Arturo Vázquez era un bohemio empedernido.

5. Otro intérprete que grabó muchos boleros arrabaleros o cantineros fue Fernando Fernández, quien nació en Puebla, el 9 de noviembre de 1916. Conocido como “El Crooner de México”, debutó en 1933 en la emisora XEH de Nuevo León. Ese año viajó al Distrito Federal y trabajó en la XEN, así como también en la XEB. Más tarde viaja a Monterrey, donde se emplea como productor en la XET. En 1936, conoció a Emilio Tuero, quien le ayudó a ingresar a la XEW, donde tuvo su primera aparición ese mismo año. En 1939 fue protagonista de la primera boda transmitida a través de medios electrónicos en México. Contrajo matrimonio con Lupita Palomera, la cantante más bonita de aquellos años, causando tal expectativa que la boda fue difundida por radio. En Cuba, realizó presentaciones durante los años 30 y 40 en las estaciones CMQ y RHC. Falleció en Ciudad de México, México, el 24 de noviembre de 1999. Se le considera como el primer “crooner” que tuvo éxito radiofónico y discográfico. La palabra “crooner” proviene de Estados Unidos donde se utilizaba durante los años 30 y 40 para denominar a los cantantes de “voz menor” pero agradable, que interpretaban melodías dulces con voz aterciopelada y susurrante. También fue compositor, una de sus primeras obras musicales es “Muchachita” (en coautoría con Mario Ruiz Armengol), canción dedicada a su hija Guadalupe. Otros de sus temas son “Aunque tú no me quieras” y “Soñaré contigo” (ambas escritas en colaboración con Armengol), “Arrabalera” y “Por qué no nos queremos” (las dos en coautoría con Sergio Guerrero), “Cómo se baila el son” (escrita en colaboración con Guillermo Rodríguez) y “Espero un amor” (en coautoría con Manuel Esperón).

6. En voz de Daniel Santos escucharemos “Virgen de media noche”, de Pedro Galindo. Daniel Doroteo de los Santos Betancourt nació en Santurce, Puerto Rico, el 5 de febrero de 1916 y murió en Ocala, Florida, el 27 de noviembre de 1992. Hijo de un modesto carpintero y una costurera, tuvo que trabajar desde muy joven como limpiabotas para contribuir al sustento familiar; como otros tantos puertorriqueños, emigró junto a sus padres y hermanos a Nueva York a finales de la década de 1920. Con tan sólo catorce años decidió independizarse y comenzó a ganarse la vida como integrante de diversas formaciones musicales, dedicadas a amenizar fiestas y celebraciones. Durante los años treinta conoció a Pedro Flores,  el compositor quedó maravillado por su voz y lo reclutó para su célebre cuarteto. En 1941 fue elegido por Xavier Cugat para sustituir al cantante Miguelito Valdés al frente de su orquesta, pero nada más unirse al grupo debió abandonarlo al ser llamado a filas por el ejército estadounidense. En Cuba, tras trabajar una temporada para la Cadena Radial Suaritos, fue contratado por Radio Progreso como vocalista del conjunto la Sonora Matancera; este feliz encuentro lanzó inesperadamente su carrera artística hacia el estrellato, de forma que se convirtieron en el grupo musical latino más famoso y escuchado de toda Hispanoamérica, con especial éxito en la República Dominicana, México, Colombia y Venezuela. Santos falleció el 27 de noviembre de 1992, de un ataque cardiaco en Ocala, Florida. (Con datos de http://noticiaaldia.com/).

7. Alberto Videz nació el 16 de Julio de 1921, en Toluca, Estado de México. Radicó en Toluca hasta 1931 y de ahí se mudó a la ciudad de México. Realizó sus estudios en la Escuela Normal de Toluca, y posteriormente los continuó en la ciudad de México, con el profesor Jesús Rodríguez. Fue en 1948 cuando inició su carrera como compositor, con la canción Limosnero de amor. La obra que le dio mayores satisfacciones fue Limosnero de amor. También destacan Amor de cabaret, Fruto robado, Remolino, Quiero saber, Todo lo que sé y Todavía tengo corazón, entre muchas otras que han sido del gusto del público y grabadas por una gran cantidad de intérpretes. Cabe mencionar que toda su obra fue compuesta por él, tanto la letra, como la música. En su carrera como compositor recibió innumerables reconocimientos y homenajes por parte de radiodifusoras y programas de televisión, tanto en la ciudad de México, como en su ciudad natal y otras partes del país. Su mayor satisfacción como artista fue que toda su obra musical fue grabada e interpretada por famosos cantantes nacionales e internacionales, como Javier Solís, Fernando Fernández, Olimpo Cárdenas, Bienvenido Granda, Manolo Muñoz, Alberto Beltrán, la Sonora Santanera, Julio Jaramillo y diversos tríos como Los Jaibos, Los Tres Reyes y Los Soberanos; además de varias orquestas, como la de Gamboa Ceballos, y Cucho Rodríguez, entre otras. Alberto Vídez Barbosa falleció el 20 de junio de 1989, en la ciudad de México.

8. Conocido como “El Amigo del Pueblo”, el intérprete de música vernácula Gerardo Reyes falleció el 25 de febrero de 2015. Fue autor de temas como “Sin fortuna”, las letras de Gerardo Reyes aluden al campo y al contexto rural en general. Uno de los primeros logros del cantautor, nacido en Balsas, estado de Guerrero, el 25 de marzo de 1935, fue haber creado la poesía “A mi madre”, misma que le valió un premio en la escuela donde cursó sus estudios. Con tan sólo 18 años ya había ganado cinco concursos de aficionados en su estado natal y poblaciones cercanas. Su fama lo animó a ir a Estados Unidos para iniciar una carrera. Ya en el país vecino se desempeñó como locutor en una estación de radio en la ciudad de Phoenix, Arizona. Al mismo tiempo que trabajaba en la cabina de radio, cantaba en elegantes centros nocturnos música folclórica mexicana. Poco a poco se colocó entre el gusto del público estadounidense, por lo que se animó a grabar sus temas en una disquera que puso su interés en él. Entre sus éxitos destacan las piezas “Se lo dejo a Dios”, “Libro abierto”, “Pobre bohemio”, “Sin fortuna”, “Nada contigo”, “Cargando con mi cruz” y “Bohemio de afición”. A lo largo de su trayectoria compuso más de 600 canciones, 150 de ellas grabadas por él mismo y por muchos artistas más. Grabó más de 60 discos de larga duración. El cantautor también se desempeñó en el campo cinematográfico, filmó 80 películas. (Con información de http://www.elsiglodetorreon.com.mx).

9. Hace unos meses destacamos la obra de Carlos Crespo, en la que decíamos que se involucra la misoginia, el despecho, el ambiente nocturno, las pasiones humanas y lo arrabalero: “Hipócrita”, “Callejera”, “Escoria humana”, “Carta fatal”, “Un corazón” y otras más, fueron canciones que dieron vida al llamado cine de cabaretero, escenificado por Fernando Fernández, también destacado intérprete de Carlos Crespo. Al hablar sobre el filme hipócrita, Antonio Badú comento alguna vez que el argumento del filme fue del escritor y periodista Luis Spota, quien un día en el Longchamps del Hotel Reforma me mostró el argumento de la película, todavía con otro título. Días después estábamos Fernando Fernández y yo en el Regis, donde actuaba el cantante y compositor Carlos Crespo, quien nos cantó tres canciones: “Hipócrita”, “Amor de la calle” y “Callejera”. Hipócrita me gustó para título de la película cuyo argumento me había mostrado Spota. Se lo comenté al productor Oscar Brooks, quien decidió que así se llamara la cinta y que se incluyera la canción. Hipócrita, bajo la dirección de Miguel Morayta, se hizo al vapor, en sólo 13 días. Creo, sin embargo, que se logró una buena película, pues fue un trancazo en la taquilla. (Foto: AMEF).

10. Este viernes desempolvaremos una cápsula de la sección El romántico de la cicatriz, en la que Fernando Hernández nos hablará de las canciones que Agustín Lara dedicó a las “Mujeres galantes” y es que en la vida del compositor hubo cientos de mujeres, asegura Pável Granados, pero sólo una fue la más importante en su vida: Angelina Bruschetta. De acuerdo con el escritor, estudioso de la vida y obra del llamado “Flaco de Oro”, y autor del libro “Mi novia, la tristeza”, junto con Guadalupe Loaeza, enumerar cuántas fueron las mujeres en la vida del pianista es una tarea imposible de descifrar, “pues yo creo que ni él supo con cuántas anduvo, ya que se cuentan novias, esposas y varias prostitutas”. “En nuestro libro destacamos a 10 mujeres, pero quizá se contaron por cientos o miles”. “En 1917 Agustín Lara contrajo nupcias con una chica de Coyoacán. Por celos, la prostituta Estrella, con la que anduvo, le hizo con una navaja la cicatriz que cruzó su cara. “También se le relacionó con la bailarina colombiana Carmen “La Chata” Zozaya y tiempo después se casó con Rocío, la hija de la actriz Chabela Durán”. María Félix, la gran diva de México dijo, mantuvo una relación muy cerebral, se querían y admiraban mucho.

Estas canciones y otras más son las que le presentaremos este viernes 03 de FEBRERO 2017 en “Hasta que el cuerpo aguante”, desde Aguascalientes, México. 

* El orden en que se anuncian las canciones no necesariamente es el orden en que se presentarán durante el programa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario