¡ NUEVO ! Hasta que el Cuerpo Aguante 13 de SEPTIEMBRE de 2019 ¡¡ Especial Viva México!!

Hasta que el Cuerpo Aguante Radio 24 horas on line

Visite nuestro sitio en la WEB

lunes, 9 de septiembre de 2019

MENÚ PARA EL PROGRAMA DEL VIERNES 13 DE SEPTIEMBRE DE 2019

MENÚ PARA EL PROGRAMA DEL VIERNES 13 DE SEPTIEMBRE DE 2019
* Nos pondremos a tono con las fiestas patrias con el Cuarteto Metropolitano 
 * Oiremos canciones dedicadas a Miguel Hidalgo, a los Niños Héroes, y a México en general
* Presentaremos a Pepe Guízar, Felipe Bermejo, Lucha Reyes, Pedro Infante, las Dos Rosas, Juan de Dios Peza, Abrego y Picazo, Hnas. Padilla, Manolita Arriola, Hnas. Barraza, Charro Avitia
* En la sección Ay Jalisco no te rajes, segunda parte de la semblanza de Marco Antonio Vázquez, y en La Cadena del recuerdo, biografía de Eva Garza


1. Este 13 de septiembre nos pondremos a tono con las fiestas patrias y presentaremos un programa muy mexicano en Hasta que el cuerpo aguante. Escucharemos diversas canciones con un toque mexicano, además de temas que hablan sobre hechos históricos como el grito de independencia, los héroes nacionales de independencia y otros acontecimientos históricos de este mes de septiembre. Una de las figuras musicales que recordaremos con temas patrióticos es Felipe Bermejo Araujo, quien nació en la ciudad de México el 12 de noviembre del 1901. Quedó huérfano muy joven y para mantener a sus seis hermanos consiguió trabajo como chófer de Don Venustiano Carranza. Estudio en la Escuela Libre de Comercio, pero nunca ejerció su profesión, pues su gusto más bien se inclinaba a escribir versos, estudio solfeo, armonía, instrumentación, canto, guitarra y piano. En 1929 a la edad de 28 años inicio su carrera como cantante y compositor. En 1931 formó junto con Juan Villanueva el dueto Villanueva-Bermejo, tras la muerte de Villanueva integró el trío Acapulco, para más tarde formar el Cuarteto Metropolitano, con el cual logro sus mayores éxitos. Cantó ópera como barítono, presentándose en foros internacionales en Cuba y Estados Unidos de América. La versatilidad como compositor de Felipe Bermejo lo llevó a crear temas en géneros tan variados como el ranchero, el bolero, el corrido norteño e incluso el vals, desarrollando también diversas temáticas. Por ejemplo, la crítica social se puede apreciar en su canción “Los camiones” de la película “Esquina bajan”. El maestro Bermejo compuso la música de fondo de películas de ambiente campirano como “El Charro Negro”, y “La Vuelta del Charro Negro”. Actuó en varias cintas como “Rancho alegre”, en la que aparece cantando con su Cuarteto Metropolitano. Felipe Bermejo Araujo murió el 27 de septiembre de 1989.

2. Otro compositor que le escribió a México hermosas canciones fue José Pepe Guízar, a quien le decían El pintor musical de México. Pepe Guízar fue un compositor mexicano de música popular. Es autor de canciones rancheras, sones jaliscienses y boleros. Nació en Guadalajara, Jalisco el 12 de febrero de 1912 y murió el 27 de septiembre de 1980. Realizó sus primeros estudios en su ciudad natal y se trasladó a la Ciudad de México en 1928, donde realizó estudios de música, declamación y poesía. Se interesó por la composición en 1930 cuando Agustín Lara triunfaba en el Teatro Politeama; sentía que en lo personal podía cantar al amor como Lara, haciendo versos y poniéndole música a imitación de Tata Nacho, pero con esencia folclórica; así surgió su primera creación: Guadalajara. En la radiodifusora XEW fue bautizado atinadamente como “El pintor musical de México” porque sus composiciones dibujan la geografía musical de México. Fue un compositor folclórico que se esforzó por vestir de gala a la canción mexicana; la llevó más allá de las tabernas y los barrios para introducirla a los salones haciéndola competir con el tango y el bolero, cuando éstos estaban de moda. Enamorado de la provincia mexicana y con profundo arraigo nacional le cantó a México, a su gente, al mariachi y al pueblo de Jalisco. Además de otras canciones compuso “Guadalajara”, “Tehuantepec”, “Corrido del Norte”, “Como México no hay dos” y “Acuarela potosina”. Y precisamente este viernes presentaremos en el programa la voz del propio Pepe Guízar con diferentes temas de su inspiración y dedicados a México: “Mi patria es así”, “Como México no hay dos” y “Tehuantepec”.

3. Este 13 de septiembre, escucharemos algunas canciones dedicadas a Miguel Hidalgo y Costilla, a quien se le considera en México “El padre de la patria”. Miguel Gregorio Antonio Ignacio Hidalgo y Costilla Gallaga Mandarte y Villaseñor nació en la Hacienda de Corralejo en Pénjamo, Intendencia de Guanajuato, el 8 de mayo de 1753 y falleció en Chihuahua, Nueva Vizcaya, 30 de julio de 1811. Fue un sacerdote y revolucionario novohispano que destacó iniciando la primera etapa de la Guerra de Independencia de México con un acto conocido en la historiografía mexicana como Grito de Dolores. Dirigió militar y políticamente la primera parte del movimiento independentista, pero tras una serie de derrotas fue capturado el 21 de marzo de 1811, después de casi 6 meses de iniciada la revuelta; y llevado prisionero a la ciudad de Chihuahua, donde fue juzgado y fusilado el 30 de julio del mismo año. En las primeras horas del 16 de septiembre, Ignacio Allende llegó a la casa cural de Dolores, donde Hidalgo se hallaba pernoctando. Tras despertarlo y charlar, además de tomar chocolate caliente por el clima frío de ese tiempo, ambos decidieron lanzarse a la lucha armada antes de que los españoles destruyeran sus planes. Alrededor de las cinco de la mañana Hidalgo, usando la campana de la parroquia, convocó a la misa patronal del pueblo y dio el Grito de Dolores, con lo que empezó formalmente la lucha por la independencia de México. Con poco más de 6000 soldados, Hidalgo, acompañado de Allende, Aldama y Abasolo inició la lucha. En pocos días entró sin ninguna resistencia en Celaya, Salamanca y Acámbaro, donde fue proclamado como capitán general de los ejércitos sublevados. En Atotonilco, entró al santuario local y tomó el estandarte de la virgen de Guadalupe, símbolo de su movimiento.

4. Presentaremos algunas canciones y relatos sobre un episodio de la historia mexicana que tiene como principales protagonistas a los llamados Niños Héroes de Chapultepec, que fue un grupo de cadetes mexicanos que murieron en la Batalla de Chapultepec el 13 de septiembre de 1847 durante la Guerra mexicano-americana. Sus nombres Agustín Melgar, Fernando Montes de Oca, Francisco Márquez, Juan de la Barrera, Juan Escutia y Vicente Suárez. El argumento principal del mito heroico históricamente confirmado, descansa en que estos seis cadetes y otros 40 habían recibido la orden de Nicolás Bravo de abandonar el Castillo de Chapultepec, por entonces sede del Colegio Militar, y sus alrededores. Sin embargo, decidieron quedarse a defender la plaza ante el avance del Ejército de los Estados Unidos. Diversos pasajes de ese relato se han colocado en el imaginario social como hechos auténticos sin tener sustento histórico alguno, entre los que se cuentan la participación de los seis cadetes en el hecho de armas, de lo cual solo se tiene plena certeza en el caso de Melgar, Montes de Oca y Suárez. Asimismo dentro del mismo relato heroico, con el paso de los años y muchas décadas después, fueron incluyéndose detalles ficticios, tales como que estos cadetes fueron los últimos en morir en la batalla, que ante la carencia de municiones mataron a bayoneta calada a soldados estadounidenses, y quizá el más popular en México, que Melgar, luego Montes de Oca y finalmente Juan Escutia al ver perdido todo, se lanzó al vacío envuelto en la bandera mexicana para impedir que los estadounidenses se apoderaran de ella y murió en los riscos de las faldas del cerro de Chapultepec.

5. En la voz de Pedro Infante escucharemos el tema “El 15 de septiembre” de José Alfredo Jiménez, asimismo, de Lino Carrillo, escucharemos también con Pedro Infante,  “Mi patria es primero”. Pedro Infante, actor y cantante, ganó la aceptación del público por sus cualidades de persona humilde, sencilla y llena de valores y nobles sentimientos que no pensaba dedicarse a la actuación. Sin embargo, su vida cambió en 1939 cuando viajó a la Ciudad de México para participar en concursos de canto, de los que en la mayoría lo despidieron porque no lograba dominar los nervios, lo que le impedía lucir sus conocimientos musicales. Ese mismo año Pedro apareció por primera ocasión en una película: “En un burro, tres baturros”, como extra; de ahí participó en 61 producciones. En 18 años de carrera Infante Cruz nunca hizo un personaje de villano en el cine, sin embargo, hizo reír y llorar al público con escenas como el enfrentamiento con Jorge Negrete en “Dos tipos de cuidado” o la muerte del “Torito” en “Ustedes los ricos”. Apasionado de la aviación acumuló casi tres mil horas de vuelo y fue precisamente un accidente a bordo de una aeronave que pilotaba lo que le costó la vida un 15 de abril de 1957. La unidad se desplomó en Mérida, Yucatán, poco después de despegar del aeropuerto, cuando había alcanzado unos 20 metros de altura. A su muerte a los 39 años Pedro Infante se convirtió en leyenda, pues desde entonces su música y películas permanecen en el gusto de la sociedad mexicana. Actualmente se le rinde homenaje en distintos museos dedicados a su vida y obra, ubicados en Guamúchil, Mazatlán, Cuajimalpa y Campeche.

6. La canción “México lindo” y querido fue compuesta por el michoacano Jesús Chucho Monge. Cuenta la leyenda en al ambiente musical que Chucho Monge la escribió en 1921 a los 11 años de edad. Lo cierto es que la primera vez que el público la escuchó fue en 1945, en una grabación en donde fue interpretada por el dueto Las Dos Rosas, conformado por Rosario Morales y su tía Eva Rosa Rodríguez de la Torre (hermana menor de su mama). En el disco del sello Peerless el titulo viene como “México lindo”, solamente, acompaña el Mariachi Perla de Occidente y se grabó como se dijo en 1945. Ese mismo año, el Trío Tariácuri grabó otra versión, pero ninguna de las dos tuvo mucho éxito. Más tarde, en 1950, Jorge Negrete apareció cantando la canción en la película “Siempre tuya”, dirigida por Emilio “El Indio” Fernández. El Charro Cantor interpreta el tema rodeado de un mariachi y el arreglo da un interesante giro con un final al estilo del huapango. Un año más tarde, Negrete grabó “México Lindo” en estudio para RCA Víctor, el sello discográfico bajo el cual estaba firmado. Acompañado por el Mariachi Pulido, estaba seguro de que sería un éxito, pero la disquera no le vio mucho potencial, así que la editó como lado B del sencillo “El rogón”. Como las dos versiones anteriores, esta grabación no causó ningún impacto en la audiencia de México. Sin embargo, a la muerte de Jorge Negrete, la canción se convirtió en el tema no oficial de la muerte de Negrete y siguió sonando en todas partes durante los días siguientes. “México lindo y querido”, como la conocen la mayoría de los mexicanos, fue creciendo en popularidad a través de las generaciones, al punto de convertirse en un emblema de la cultura mexicana, dentro y fuera del país. “México Lindo” no fue un éxito instantáneo, pero sí rotundo. Su letra, que alaba la belleza natural del país y el calor de su gente, encontró un lugar en el corazón de los mexicanos que se sienten orgullosos de serlo. Además de este tema que escucharemos con Las Dos Rosas, que fue la primera grabación, con este dueto oiremos también “Arriba México” y “Mi ranchera”. (Con datos tomados de www.cityexpress.com/blog/historia-de-nuestras-canciones-mexico-lindo-y-querido).

7. Una canción con mucho sentimiento mexicano es “Canto a mi patria”, de Guillermo Coca, a quien solo se le conoce esta composición, que fue grabada por el dueto conformado por Jesús Abrego y Leopoldo Picazo para el sello Victor en el año de 1907, bajo la denominación de canto patriótico. De los primeros duetos de artistas que grabaron discos en México destaca este dueto costumbrista de Abrego y Picazo, quienes a inicios de 1900 ya eran conocidos gracias a las parodias, canciones, diálogos y vaciladas que dejaron grabadas en discos de 78 rpm para el sello Victor. Jesús Abrego y Leopoldo Picazo fueron sin duda los pioneros en las grabaciones de discos en México. Junto con otro legendario dueto llamado Rosales y Robinson, Abrego y Picazo impregnaron de humor y sátiras costumbristas aquellos viejos discos de 78 rpm que hoy nos damos cuenta que todavía se pueden encontrar no sólo entre los coleccionistas mexicanos, también en otros países de América, hasta donde llegaron estos antiguos discos. Abrego y Picazo fueron de los primeros en llevar a discos no sólo cuadros y diálogos cómicos, sino también canciones populares de aquellos tiempos, como por ejemplo el que es considerado el primer bolero de la historia llamado “Tristezas” que grabaron para el sello Víctor en el año de 1908. Para esta ocasión escucharemos al dueto Abrego y Picazo pero sin su infaltable ingrediente humorístico que el dueto le imprimía a sus rústicas grabaciones. El investigador musical Pablo Dueñas escribe que hoy nadie sabe nada de Abrego y Picazo, aunque quizá anden por ahí sus tataranietos; no existe mención alguna en periódicos y revistas, ni siquiera de su tiempo, a pesar de que sus discos se vendían como pan caliente; esto es triste, ya que estos señorones hicieron una valiosa crónica de las costumbres y el habla popular del porfiriato.


8. En un programa de música dedicada a México y sus figuras, no puede faltar un recuerdo de Lucha Reyes, por lo que escucharemos su voz, además de un tema dedicado a ella en las voces del trío Tariácuri, y por si fuera poco una de sus primeras grabaciones haciendo dueto con el Dr. Alfonso Ortiz Tirado.  María de la Luz Flores Aceves nació en Guadalajara, Jalisco, el 23 de mayo de 1906 y murió en la ciudad de México, el 24 de junio de 1944. Desde la segunda semana del mes de mayo de 1944, Lucha Reyes arrastraba una profunda depresión que se había manifestado tras la muerte de la señora Francisca Cervantes, madre de su primer marido, también fallecido. La pena acumulada le había afectado de tal manera que ni el tequila ni otras bebidas alcohólicas a las que se había aficionado le hacían olvidar su tristeza. El público que asistía con gusto a los teatros y a las carpas a disfrutar de sus actuaciones, sabía que para acentuar su característica voz rasposa acostumbraba, como parte de su presentación, tomar un grueso trago de tequila, pero esta afición en los últimos meses de su vida se le convirtió en una enfermedad. Lucha ya había perdido las ganas de vivir, sin importarle que su hija María de la Luz Martínez Cervantes, de once años de edad, también estuviera sufriendo viéndola como se destrozaba físicamente. A las 13:00 horas del 24 de junio, Lucha Reyes se encontraba sola en su alcoba, sostenía el frasco con las pastillas que minutos antes le había comprado su hija. Destapó el recipiente, y una por una fue ingiriendo veinticinco de las cuarenta tabletas que contenía, mismas que al mezclarse con los residuos del tequila bebido en días anteriores multiplicaron su efectividad. A las 02:20 horas del 25 de junio de 1944, sin haber salido de su larga agonía, Lucha Reyes dejó de existir.

9. Este viernes en la sección La cadena del recuerdo desempolvaremos una producción con la semblanza de Eva Garza. Escribe Agustín Gurza que Eva Garza nació el 11 de mayo de 1917, en el barrio obrero del oeste de San Antonio. Fue la tercera de siete hijos criados en la humilde casa de Cenobia B. Ramírez y Procopio V. Garza, quien se encargaba de una barbería en la Calle Commerce. Descrita como una chica amable y precoz, Garza cantaba en los eventos de la iglesia y en fiestas privadas, y nunca se le escapaba una oportunidad de cantar en la casa. “Cantaba todo el tiempo. Tenía un estilo todo suyo,” le dijo su hermana, Tina Moore, a San Antonio Express-News en 2013, cuando se organizó una retrospectiva sobre Eva Garza en el Esperanza Peace and Justice Center (Centro Esperanza por Paz y Justicia) de San Antonio. Como estudiante en Lanier High School, Garza tuvo mucho éxito también en los deportes. Sus logros como atleta estelar en basquetbol y béisbol se documentaron en la prensa local durante la década de 1930. La carrera musical de Garza empezó en la radio local, un vehículo importante en exponer nuevos talentos en esa época. Después de haberla escuchado cantar una ópera, la maestra de música de Garza en su preparatoria quedó tan impresionada que la llevó directamente a una audición para la radio. Pronto, Garza empezaba a ganar competencias vocales. Sin embargo, sus padres, que fueron severos, no concordaban por completo con sus ambiciones como artista, ya que la mayoría de los locales donde se daban presentaciones no se consideraban apropiados para las jóvenes “respetables”. Aun así, en un momento en el cual las otras muchachas de su edad celebraban sus quinceañeras, Garza insistía en encontrar una audiencia para sus talentos vocales. Se inscribió en un concurso para aficionados patrocinado por el Monte Carlo Brewery en el Texas Theatre de San Antonio, y se ganó $500, tomando la segunda posición con su interpretación de “I’m in the Mood for Love.” En otro concurso, al teatro local Zaragoza Theatre, se llevó un piano a la casa como premio. (Con datos y foto tomados de http://frontera.library.ucla.edu/es/blog/2016/04/biograf%C3%ADa-de-artista-eva-garza).

10. En la sección Ay Jalisco no te rajes, nuestro colaborador en la ciudad de Guadalajara, Jalisco, Alberto Ramírez Martínez nos presentará la segunda de dos partes de la semblanza de Marco Antonio Vázquez, a través de una entrevista con el propio cantante. Después de la grabación de su primer disco para la compañía Peerless, vinieron más discos y más éxitos, hasta grabar en su carrera más de 70 discos de larga duración, muy pocos para la firma Musart, varios para la misma Peerless y otros para su propia Compañía Disquera "Romántico Musical", en ellos se incluyeron grandes éxitos como "Te vi llorando", "Oh gran Dios", "Mesa para uno", "Déjame llorar", "Tu inolvidable sonrisa", "Forjador de Ilusiones", "Creo", "Amor necio", "Noche callada", "Chatita", "Ángel Celeste" y otros. Tuvo oportunidad de viajar en plan profesional por todo México, Estados Unidos, Centro América y América Latina, se hizo acreedor a innumerables premios, reconocimientos y trofeos, como El Heraldo, varios Discos de oro de Hollywood, Discos de oro del Mercado de Discos, el Calendario Azteca y otros. Uno de sus más queridos compositores fue el michoacano Chucho Monge, pues de él grabo varios temas con mucho éxito como "Caricia y herida", "Besando la cruz", "Me das una pena" y algunos otros, grabó también canciones de Roberto Cantoral y de muchos otros autores, pero confiesa que sus propios temas le han dejado muchas satisfacciones.  En la actualidad Marco Antonio Vázquez a sus 81 años sigue con presentaciones personales por todo el país, asimismo, está dedicando tiempo a su actividad como compositor, pues a compuesto más de 150 canciones y sigue escribiendo y promoviendo sus temas, vive en la Ciudad de México.

Estas canciones y otras más son las que le presentaremos este viernes 13 de SEPTIEMBRE de 2019 en “Hasta que el cuerpo aguante”, desde Aguascalientes, México. 

lunes, 2 de septiembre de 2019

MENÚ PARA EL PROGRAMA DEL VIERNES 06 DE SEPTIEMBRE DE 2019

MENÚ PARA EL PROGRAMA DEL VIERNES 06 DE SEPTIEMBRE DE 2019
* Duetos y canciones cubanas con Alfonso Ortiz Tirado, fallecido hace 59 años
* Hace 100 años nació Marco Antonio Campos Viruta
* Oiremos a Los Carlistas, grupo de Lalo Guerrero en los años treinta. Presentaremos al Trío Tamaulipeco de los Hermanos Samperio. Desde Guadalajara, las Hermanas del Mar. María Enriqueta, La venus morena de la canción, de belleza física y piel trigueña
* En la sección Ay Jalisco no te rajes, semblanza de Marco Antonio Vázquez, y en La Cadena del recuerdo, semblanza de Javier Solís, entrevista con su hijo Gabriel 

1. Alfonso Ortiz Tirado falleció hace 59 años, el 7 de septiembre de 1960. El investigador colombiano Jaime Rico Salazar destaca que Ortiz Tirado (1893-1960) fue una de las grandes voces de la canción popular. El también médico y humanista se dedicó a la medicina, llegó a ser uno de los principales especialistas en ortopedia en México y es reconocido como el médico de cabecera de Frida Kahlo; sin embargo, cultivó otros talentos y desde muy joven destacó por su voz. Se dice que en su adolescencia cantó para Porfirio Díaz y, más adelante, realizó sus primeras presentaciones profesionales para sus compañeros médicos. Desde los 20 años de edad, comenzó a triunfar en Estados Unidos gracias a sus grabaciones en la compañía Víctor, la cual difundió sus grabaciones en toda América. El tenor grabó las primeras canciones de María Grever, Guty Cárdenas, Jorge del Moral y Agustín Lara, entre otros compositores. Ortiz Tirado formó parte del elenco de la XEW, en donde le dio su primera oportunidad a compositores como Gonzalo Curiel y José Sabre Marroquín. En 1936 realizó una gira por el continente que culminó con una serie de presentaciones en Buenos Aires. A partir de entonces, la música mexicana comenzó a volverse popular en toda América Latina. El doctor viajó por Brasil, Chile, Colombia, Venezuela, Costa Rica, Guatemala y en cada país grabó canciones locales, por lo cual dio a conocer a compositores de varios países. En lugares como Colombia o Venezuela, Ortiz Tirado es toda una referencia artística. Mientras viajaba, el doctor Ortiz Tirado visitaba hospitales para conocer su arquitectura y la forma como eran administrados. Con el dinero que ganó a lo largo de su carrera, construyó un hospital para niños que donó al pueblo de México, el cual se encontraba en la colonia de los Doctores.

2. Hace 100 años, el 9 de septiembre de 1919, nació en la Cuidad de México, el cómico y cantante Marco Antonio Campos, llamado Viruta, quien contrariamente a lo que podríamos creer, sus inicios no fueron como pareja de Gaspar Henaine, Capulina, sino con otras agrupaciones como el dueto que hizo con el cómico y cantante llamado José Domínguez Flores, Chamula. En la sección La Carpa escucharemos varios garbanzos de a libra en las voces del dueto Aztlán, conformado por precisamente por Marco Antonio Campos y José Domínguez, también conocidos como Viruta y Chamula. Este dueto grabó principalmente para el sello Columbia y en su repertorio destacan varias canciones cómicas de Salvador Flores Rivera. Viruta inició su vida artística formando parte de algunas agrupaciones como El Poker de la Armonía, Trío Latino, Los Romanceros y Viruta y Chamula. En 1952 se unió a Gaspar Henaine, “Capulina”. Juntos hicieron 26 películas. “Viruta” nació en el barrio de Tepito de la Ciudad de México. Mercedes Álvarez, la abuela materna de Marco Antonio, fue la que lo estimuló en sus primeras manifestaciones artísticas, enseñándole a tocar el piano. Una tarde en 1951, mientras comía en la cafetería de la XEW, Marco Antonio Campos fue abordado por Gaspar Henaine. Capulina había tenido conflictos con sus compañeros del trío “Los Trincas”, quienes lo habían abandonado en Nueva York, Estados Unidos. “Capulina” le pidió a Campos (“Viruta”) que participara con él en el programa Cómicos y Canciones. En primera instancia, “Viruta” no aceptó, debido a que igualmente él había tenido un conflicto con su compañero José Domínguez Flores (“Chamula”), producto del alcoholismo de este último. Adicionalmente “estaba cansado de ser su patiño”. Sin embargo, ante la insistencia de “Capulina”, Campos aceptó la oferta. “Viruta” murió el 19 de febrero de 1996.

3. Este viernes recordaremos al Trío Tamaulipeco de los Hermanos Samperio. Este trío estuvo integrado por los hermanos Guillermo, Rafael y Ernesto Samperio.  Debutaron en 1938 en la radio mexicana XEQ.  Seis años después en la XEW donde estuvieron en programación por muchos años.  Participaron en innumerables películas del cine mexicano.  Hicieron gira por América y visitaron Puerto Rico, Cuba y California, Estados Unidos.  Se especializaron en música tradicional mexicana. El escritor Guillermo Samperio, hijo de Guillermo, uno de los integrantes del trío define así las cualidades musicales de su padre: “Mi padre era miembro del trío tamaulipeco de los hermanos Samperio y tocaba el requinto, pero también componía canciones; creo que desde el vientre materno y luego en la infancia lo escuché componerlas. Su método era ir incorporando la música a la letra. Yo veía cómo iba apareciendo la canción. Esta forma de componer de mi padre fue importante para mí, si bien no me fui por el lado de la música. Una canción tiene letra y música, y para mí la escritura de un cuento o de un texto en prosa, sobre todo en el primero, requiere de una específica musicalidad interna de las palabras. De mí quería que yo tocara la guitarra porque él fue requinto del Trío Tamaulipeco de los Hermanos Samperio, que salían en películas de Pedro Infante, Luis Aguilar, Jorge Negrete…, de toda esa época de oro. Por cierto, le llaman Tamaulipeco porque Azcárraga, el fundador de lo que ahora es Televisa, se sentía tamaulipeco, tanto que, a el Trío de mi padre, como no definían el nombre, cuando estaba a punto de salir su primer disco en Orfeón, se acercaron a don Emilio Azcárraga, y es él quien los bautiza como Trío Tamaulipeco.” (Con datos de http://www.siempre.mx/2015/11/guillermo-samperio-evocar-la-memoria-segunda-y-ultima-parte).

4. La cantante María Enriqueta, por su gran belleza física y piel trigueña, le valieron el sobrenombre de «La Venus Morena». Nació el 6 de septiembre de 1929, aunque otras fuentes dicen que 1922 en la ciudad de Tampico, Tamaulipas. María Enriqueta García Escoto, su nombre de pila, fue hija de Estanislao García Espinoza, director fundador de la Banda de la Marina Nacional en la Ciudad de México. El nombre de su madre era Ángela Escoto. En una pequeña reseña aparecida en una publicación de 1955, se dice lo siguiente sobre María Enriqueta: “La notable bolerista del elenco de la XEW es ampliamente conocida por todos los radioescuchas, ya que su voz sensual y bien timbrada ha recibido el aplauso de las mayorías; es también una buena vendedora de discos, pues son muy apreciadas las grabaciones que hace para RCA Víctor, marca de la que es artista exclusiva. La voz de La Venus morena se escuchará en la programación del aniversario de plata de La voz de la América latina desde México”. María Enriqueta se casó con Roberto Monter Carpio, con quien vivía en Coyoacán. Procreó una hija, Cecilia Martínez, con el conocido director de orquesta Eleazar Martínez. María Enriqueta falleció el 16 de enero de 1996, víctima de neumonía. Sus restos fueron cremados en el Panteón Español de la Ciudad de México. Tal vez sus más grandes éxitos fueron los boleros “Consejos a las mujeres” y “Por un puñado de oro”, entre otros. Era artista exclusiva de Discos RCA Víctor, y sus grabaciones para ese sello se vendían muy bien.  También grabó para Discos Musart.

5. Siempre es grato volver a escuchar las voces de las tapatías Hermanas del Mar, Emma y Aurora del Mar, participantes, junto a María Luisa Landín, de aquellos inolvidables programas de la empresa Coca Cola durante los años cuarenta bajo el nombre de Trío del Mar.  Las voces maravillosas de la radio, es el nombre artístico que se les aplicó con toda justicia a Emma y Aurora del Mar, así como a María Luisa Landín, quienes conformaron este trío de fugaz duración. Escribía Jorge Miranda en los años ochenta que las hermanas recién se habían retirado y se concentraron en la vida familiar y platicaban lo siguiente “Nosotras nacimos en Guadalajara, pero muy pequeñitas nos trajeron a la ciudad de México, nuestra mamá tenía una bella voz de soprano. A nuestro papá le gustaba tocar la guitarra en la tarde, llegaba de su trabajo, se ponía ropa de descanso, tocaba y mientras mamá se ponía a cantar. Claro que el oído se educa y a nosotras nos creó la aspiración por ser artistas algún día, estudiamos en colegios de monjas donde se nos enseñaban cantos religiosos y coros que nos educaron la voz. Después, Tata Nacho se maravillaba cuando él daba un acorde y nosotras inmediatamente captábamos la armonía y sacábamos la primera, segunda, tercera y cuarta voz, nada más con un arpegio. En 1942, al desintegrarse el dueto de María Luisa y Avelina Landín, María Luisa se unió a nosotras para formar el Trío del Mar. Nos contrataron para los programas de la Coca Cola. Fuimos las primeras en ganar sueldos fabulosos e iniciamos los programas de costa a costa. Ahí alternamos con Néstor Mesta Chayres”.

6. Escribe Ernesto Neto Portillo Jr., editor de La Estrella de Tucson, que Eduardo Lalo Guerrero fue pionero en las grabaciones de la música mexicana; escribió cientos de canciones en múltiples géneros. Estadounidense de nacimiento, fue un campeón de la cultura chicana-mexicana. Con su dominio musical y de la guitarra, y poseedor de una buena voz, el joven Guerrero empezó a dejar su huella musical cuando se unió al cuarteto Los Carlistas. Lalo Guerrero, Greg “Goyo” Escalante, Soledad “Chole” y Joe “Yuca” Salaz eran las estrellas del barrio y de Tucson. El cuarteto bilingüe tocaba en bodas, aniversarios, quinceañeras y en la radio local. También se presentaban al otro lado de las vías del ferrocarril para complacer a sus seguidores de habla inglesa en el Arizona Inn, el Hotel Pioneer y el Hotel El Conquistador. El grupo se mudó a Los Ángeles y tocaba en centros nocturnos, en la radio y en presentaciones. Los Carlistas tuvieron también un pequeño papel en la película Boots and Saddles, protagonizada por Gene Autry en 1937.  Los Carlistas llegaron a su apogeo en 1939, cuando se presentaron en World’s Fair en la Ciudad de Nueva York. Ese año trajo un punto alto en su carrera, ya que Los Carlistas representaron a Arizona en esa feria que se inauguró en abril. Cambiaron sus atuendos campesinos por trajes de charro negros con adornos plateados, promoviendo con orgullo el estado y su clima cálido, junto con otros símbolos culturales icónicos: cactus del desierto, cerámica Hopi y mantas Navajo. Los Carlistas también cantaron en el programa radial “The Major Bowes Amateur Hour”. Era quizá la primera vez que un grupo musical chicano interpretaba canciones en español e inglés para un país que ni siquiera sabía lo que significaba ser chicano. (Con datos de https://tucson.com/laestrella/cien-a-os-de-lalo-guerrero-el-chicano-original/article_b3cc1d6f-e506-5ca8-a624-d92ea0a559a0.html). (Foto: https://markguerrero.net/images).

7. Este viernes en la sección La cadena del recuerdo desempolvaremos una producción con la semblanza de Javier Solís, con testimonios de su hijo Gabriel Solís. Javier Solís, cuyo nombre verdadero fue Gabriel Siria Levario, nació hace 88 años, el 1 de septiembre de 1931 en la Ciudad de México. Trabajó en numerosos oficios antes de triunfar en un concurso para cantantes aficionados en una carpa de Tacubaya. Enseguida formó el Trío México con Pablo Flores y Miguel García. Después se sumó a varios mariachis y trabajó en la plaza Garibaldi hasta cantar como solista y aparecer en programas de radio con el seudónimo de Javier Luquín, imitando a Pedro Infante. En 1948 debutó en la radiodifusora XEW y poco después conoció a Los Panchos, con quienes grabó para CBS la canción ¿Por qué negar? (1950). Después grabó su primer éxito, Llorarás, llorarás y formó parte del elenco de la XEQ. Actuó en el teatro Lírico y en el Blanquita, que lo contrató para realizar varias giras por EU, Guatemala, El Salvador, Colombia, Venezuela, Ecuador, Perú, Chile y Argentina (1957-1959). En esos países dio a conocer sus grabaciones con bolero ranchero y tango. En 1965 grabó la canción de los Hermanos Rigual “Cuando calienta el sol”, con la que confirmó su éxito internacional. En 1963 ganó un disco de oro en Nueva York por la venta de 25,000 copias de su disco “Llorarás”, marca que superó dos años después con “El loco” y “Sombras”. Entre 1959 y 1965 participó en 23 películas, cantando en todas ellas. Solís registró un total de 453 canciones en disco. A Javier Solís se le conoció como “Rey del bolero ranchero”. Su carrera fue de solo una década, suficiente tiempo para dejar huella en todo el continente gracias a su muy particular voz.

8. En la sección Ay Jalisco no te rajes, nuestro colaborador en la ciudad de Guadalajara, Jalisco, Alberto Ramírez Martínez nos presentará la primera de dos partes de la semblanza de Marco Antonio Vázquez, a través de una entrevista con el propio cantante. Marco Antonio Vázquez Barreiro, mejor conocido como Marco Antonio Vázquez, nació el 17 de febrero de 1938 en el barrio de Santa Julia, en la ciudad de México. Desde muy pequeño le gustó la música y el canto, influenciado por su padre. Recuerda que siendo niño, por las tardes, escuchaba cantar tangos a su mamá y a su hermano Federico, y cuando él se les quería unir, su mamá le decía ¡No, tú cantas muy feo! Con el tiempo, pudo pagar sus estudios en el Conservatorio de Música, aprendió a tocar la guitarra, duró poco tiempo, pues algunos amigos le dijeron que la verdadera escuela estaba en los bares y cantinas y así lo hizo, empezó su carrera de trovador. En los inicios de los años sesenta, el joven Marco Antonio, de 22 años de edad, ingresó a un trío para desarrollar sus inquietudes musicales Cantaba sus composiciones, pero mentía a sus compañeros del trío Los Sandoval, ya que les comentaba que eran de un compositor extranjero. Hizo adaptaciones de letras al español para Los Apson Boys, Los Reno, Los Juniors y para varios grupos de esa época. Emprendió su carrera en solitario con el nombre de Marco Barreiro, pues ya estaban Alberto Vázquez, Rafael Vázquez y Marco Antonio Muñiz, pero fue la compañía discográfica Peeless la que decidió usar su nombre original y real. Su primer disco tuvo mucho éxito incluía el tema "Creo" de su autoría.

Estas canciones y otras más son las que le presentaremos este viernes 06 de SEPTIEMBRE de 2019 en “Hasta que el cuerpo aguante”, desde Aguascalientes, México. 

* El orden en que se anuncian las canciones no necesariamente es el orden en que se presentarán durante el programa.