¡ NUEVO ! Hasta que el Cuerpo Aguante 13 de SEPTIEMBRE de 2019 ¡¡ Especial Viva México!!

Hasta que el Cuerpo Aguante Radio 24 horas on line

Visite nuestro sitio en la WEB

lunes, 26 de febrero de 2018

MENÚ PARA EL PROGRAMA DEL VIERNES 02 DE MARZO DE 2018

MENÚ PARA EL PROGRAMA DEL VIERNES 02 DE MARZO DE 2018
* Oiremos boleros de Alfredo Parra, saltillense por adopción, nacido en Guadalajara
* En la sección La Carpa, presentaremos canciones cómicas de dueto Las Serranitas
* Descubrimos una joya en voz de Marga Llergo: el son “Agua”. En Rincón norteño, Los Alegres de Terán. Canciones de 1917 con Mario Talavera. Boleros de Pablo Beltrán y Federico Baena
* En la sección Ay Jalisco no te rajes, semblanza de Esther Fernández; y en Una canción colombiana para el mundo oiremos Mantilla blanca con Leo Marini


1. Este viernes recodaremos con algunas de sus canciones, al saltillense por adopción Alfredo Parra, oriundo de Guadalajara, Jalisco, entre estos temas oiremos “Quiéreme, pero quiéreme”, en versión de la veracruzana Martha Zeller, en una grabación realizada en 1949 para el sello Taxco de Los Ángeles California, aunque originalmente ese disco se hizo para el sello Comix en México con acompañamiento de la orquesta Tropical Comix, sin duda un verdadero garbanzo de a libra. El llamado Peregrino de la Música, Alfredo Parra, quien había nacido el 22 de septiembre de 1920 en Guadalajara, “La perla Tapatía”, murió atropellado cerca de Salamanca, Guanajuato en el año de 1954 y durante muchos años, cada 17 de febrero, se oficiaba una misa en el templo del Señor del Hospital, allá en Salamanca, para encomendar su alma al Señor de los Cielos. Saltillo le rindió homenaje en vida, en plena juventud, y cuando dejó de existir se hacían programas en su memoria, sobre todo en la XEDE y en muchas otras casas de las ondas hertzianas de la nación y de América. Solamente le bastaron 34 años para triunfar en la vida con su matrimonio e hija regiomontanos; con su orquesta y sus canciones; y con el recuerdo de su querido Ojo de Agua en Saltillo. Alfredo Parra se enamoró de Saltillo, o mejor todavía, se encariñó de la legendaria y singular barriada del Ojo de Agua y desde la cumbre del centenario sitio religioso le cantó a su pueblo adoptivo, a su querido Saltillo, en la obra “Viva Coahuila”. Fue autor de boleros como “Venganza” y “Resignación”. Claro está, que compuso otras obras como “Último Adiós”, “Altivez”, “Cautivo” y “Por Mala Suerte”. Alfredo Parra sembró amor en la música y en Saltillo. (Con datos tomados de memoriasdesaltillo.blogspot.com).

2. Pablo Beltrán Ruiz nació el 5 de marzo de 1915 en Los Mochis, Sinaloa. Fue un compositor, pianista y director de orquesta. Inició su formación musical muy joven, de manera autodidacta. Trasladado a la ciudad de México ingresó a la radiodifusora XEQ como pianista, estrenando sus propias canciones. Más tarde formó su propia orquesta de baile y realizó giras por EU y Cuba, tocando jazz, blues, swing y rock. Actuó en Hollywood con la película Cita en México, al lado de Betty Grable y Pérez Prado. Autor de las canciones: “Contarás conmigo”, “Injusticia”, “Nada me importa el mundo”, “Nuestros besos”, “Polvo en la luna”, “Somos diferentes” y “Swing”. Hizo estudios musicales en la Escuela Libre de Música, con el Profesor José Vázquez. Su carrera artística la inició en la ciudad de México en 1953. Su primera obra musical fue "Ya no quiero sufrir", editada por la Editorial de Música Internacional. La obra con la que tuvo mayores satisfacciones es "¿Quién será?" (en coautoría con Luis Demetrio). Esa pieza y el ritmo de su orquesta, le han valido un lugar dentro de la música latina. Su música no falta en los salones de baile y en toda recopilación no puede faltar “quien será la que me quiera a mí, quién será, quién será”. Las big bands de los años 40 influyeron notablemente en los directores mexicanos y en México hay notables ejemplos; en pleno siglo XXI las orquestas locales de los más lujosos hoteles y salones de baile siguen interpretando la música de Pablo Beltrán Ruíz. Su música sirvió de fondo a varias películas entre las que destacan: México nunca duerme (1958) de Alejandro Galindo, Su Excelencia (1966) de Mario Moreno Cantinflas, Paso a la juventud (1957) con Tin-Tan y, Escuela de vagabundos (1954) con Pedro Infante y Miroslava. Pablo Beltrán Ruiz falleció el 29 de julio de 2008.

3. Gracias a la aportación del amigo Omar Martínez, este viernes de nueva cuenta podremos disfrutas del antiquísimo dueto Las Serranitas en la sección La carpa. Según datos aportados por Omar, Las Serranitas fueron un dueto integrado por María Luisa Orozco “La serranita” y María Luisa López. Este dueto tiene en su haber muchas canciones grabadas en discos de 78 rpm con el ingrediente especial del humor como toque distintivo. En 1934 Manolita Arriola integró con María Luisa López el dueto “Las Cantadoras del Bajío”, participando primero en la radiodifusora XEFO y XEAL, para enseguida formar parte del elenco de la XEW, en esa época hicieron varias grabaciones. A finales de 1936 se desintegró el dueto "Las Cantadoras del Bajío" y Manolita Arriola formó en 1937, con Blanca Reducindo, el dueto "Las Soldaderas" (de efímera duración y pocas grabaciones). María Luisa López grabó como solista, sin éxito, algunas canciones, hasta que en 1938 se unió a María Luisa Orozco para integrar el dueto "Las Serranitas", que duró hasta 1939; poco tiempo después, María Luisa Orozco integraría con una hermana el dueto Las Hermanas Orozco. Una anécdota refiere que, en una ocasión, Lucha Reyes salió de su camerino con una silla para estrellársela en la cabeza a un sujeto que le faltó el respeto a su amiga María Luisa Orozco "La Serranita". Entre algunos títulos campiranos pero jocosos que grabaron Las Serranitas están “Los gurriones”, “El cachipuchi”, “El choque”, “El detalle”, “La chismosa”, “Ai’ sta l’arpa, ya no toca”, entre otras.

4. En la sección Ay Jalisco no te rajes, nuestro colaborador Alberto Ramírez Martínez, desde Guadalajara, Jalisco, nos presentará una semblanza sobre la actriz Esther Fernández. Para esta semblanza Alberto Ramírez se trasladó al pueblo mágico de Mascota, Jalisco, donde entrevistó al Presbítero La parroquia de esa localidad Vidal Salcedo y con el señor Gustavo Rodolfo Carbajal Langarica, Cronista del pueblo de Mascota y gran amigo de la actriz Esther Fernandez, quien platicó sobre la vida de esta gran actriz y contó varias anécdotas sobre ella. Esther Fernández nació en la Hacienda de Santa Rosa en Mascota, Jalisco, el 16 de agosto de 1918. En 1933 a los 15 años inicio su carrera en pequeños papeles en las películas "Corazones en derrota" y "Más allá de la muerte", trabajó también en "La Mujer del Puerto", después trabajó en otras películas. Fue en el año 1936 cuando le llego su primer gran oportunidad, el director Fernando de Fuentes le dio el papel estelar de la cinta “Allá en el rancho grande” con el personaje de Crucita, noble mujer pueblerina, que vivía un romance con el caporal José Francisco, interpretado por Tito Guízar. En 1936 a la edad de 18 años participó en un concurso de nombre "Las piernas perfectas", en el que o el primer lugar recibiendo de premio un coestelar en la película "El baúl macabro". En 1946 ingresó al cine de Hollywood, trabajando en la película "La nave siniestra" para la Paramount Picture con el actor Alan Ladd, dirigida por John Farrow. Durante su estancia en Hollywood conoció a Francis Alstock agente de la División de Cine de la oficina del Coordinador de Asuntos Interamericanos, él se enamora de ella y le rogó que se casara con él, pero ella no aceptó la propuesta.

5. Gracias a aporte de Omar Martínez, coleccionista radicado en Ciudad Victoria, Tamaulipas, escucharemos una rara grabación del popular son “Agua”, de Rafael Hernández, que cantara Miguel Aceves Mejía, pero ahora la oiremos en la voz de la cantante Marga Llergo acompañada de la orquesta de Antonio Escobar. Una grabación Peerless del año de 1946.  Muy pocos datos tenemos de la cantante Marga Llergo, sin embargo, en su enciclopedia discográfica de música cubana, de la Universidad Internacional de Florida, el investigador Cristóbal Díaz Ayala menciona que ella era una cantante mexicana, hija del también cantante cubano Negrito Chevalier. En nuestro programa la hemos presentado interpretando algunas canciones extraídas de un programa de la emisora XEW del año de 1955 patrocinado por la embotelladora Canadá Dry. En ese programa participaron además Nicolás Urcelay y las Tres Conchitas. La conducción corrió a cargo de Maricruz Olivier, Rubén Zepeda Novelo y Raúl Astor. En esa emisión incluso Marga Llergo canta en idioma francés, sobre esto último, el Luis Ángel Silva, el famoso Melón, en una de sus columnas del Diario La Jornada destaca que la cantante hablaba este idioma de manera “sui generis”. Existen muchas grabaciones de los años cuarenta en 78 rpm con la voz de Marga Llergo, principalmente de temas cubanos, boleros e incluso rancheras, para los sellos Panamerican y Peerless, grabaciones en las que se acompañó de orquestas como la de Antonio Escobar, Rafael Méndez y Absalón Pérez, entre otras. Un artículo de la revista española Ritmo del año de 1948 destaca el triunfo de Llergo en El Posapoga de Madrid, que fue una sala de fiestas de situada en los bajos del cine Avenida, en el número 37 de la Gran Vía. Desde 1942 El Pasapoga se convirtió en una de las salas más importantes del país.

6. Gracias a las amables peticiones de los radioescuchas, este viernes compartiremos con usted raras y antiguas grabaciones de 1917 que el cantante y compositor Mario Talavera hizo en Nueva York en 1917. Mario Talavera Andrade nació en Jalapa Veracruz el 13 de diciembre de 1885. En 1906 se trasladó a la Ciudad de México para estudiar en el Conservatorio Nacional de Música. Según refiere Juan Álvarez Corral en su libro Compositores mexicanos, editado en 1981, Mario Talavera cantó de 1913 a 1916 en los conciertos del Salón Rojo dirigidos por Luis G. Saloma y Velino M. Preza. En 1917 actuó como primer tenor en Los Estados Unidos, en el Carnegie Hall, acompañado de Miguel Lerdo de Tejada. Para finales de los años veinte hacía diversas giras por el país y sur de Estados unidos en compañía de Tata Nacho, Alfonso Esparza Oteo y Pedro Vargas. Escribió una gran cantidad de canciones en compañía de otros autores (Chinita, el día que me quieras, Gratia plena, Arrullo etc.), artículos periódicos, una monografía del estado de Puebla, además de ensayos sobre música. Sus amigos le decían Fray Mario, debido al misticismo y finura de sus canciones, pero no porque tuviera que ver con actividades religiosa. De él y Francisco Rojas González es la canción “Jesusita la vaquera”, que grabara Guty Cárdenas y Nancy Torres en 1928. Mario Talavera tuvo también actividad periodística y como escritor. Sus artículos fueron publicados en periódicos y revistas de la época y escribió libros como “Miguel Lerdo de Tejada, su vida pintoresca y anecdótica” y “Álbum de canciones”. Fue uno de los fundadores de la Sociedad de Autores y Compositores de Música. También escribió música para diversas películas cinematográficas. El compositor y cantante mexicano Don Mario Talavera falleció el 27 de marzo de 1960.

7. Recordaremos al magnífico compositor Federico Baena nació hace 101 años, el 2 de marzo de 1917. Falleció el 18 de junio de 1982. Nacido en la ciudad de México, Baena compuso su primera obra musical, “Te amé”, en 1939 y hasta la fecha es una canción inédita. La primera composición la dio a conocer en 1941, “Te vas porque quieres”. Violinista, pianista, director y compositor, Federico Baena inició sus estudios musicales en el Conservatorio Nacional, bajo la supervisión supervisión de José F. Vásquez, Rodolfo Halffter y Jean Kumps. Más tarde, en el mismo plantel cursó viola y violín con Herbert Froehlich, José Rocabruna, José Smilovitz y Vladimir Vulfman, y piano con Juan D. Tercero. Desde 1939 se dedicó a la composición. Debutó como violinista en la Orquesta de la Escuela Normal Preparatoria y más tarde (1942) actuó como pianista, director y compositor de la radiodifusora XEW. Fue violinista de la OFUNAM. Puso música a varias películas. Dentro de su producción como compositor se encuentran numerosas canciones: ¡Ay, cariño! (que obtuvo el primer lugar en el Primer Festival Mexicano de la Canción, organizado por la Sociedad de Autores y Compositores [1962]), ¿En qué quedamos?, Cuatro cirios, Cuatro palabras, Déjate de cuentos, Dime por qué, Dos amigos, No lo pienses tanto, Por eso te perdono, ¡Que te aproveche!, Que te vaya bien, Sensación, Vagabundo, Vete por favor, Ya no te necesito y Yo vivo mi vida, además de los boleros Negra soledad y No te preocupes. Baena se definía a sí mismo como poseedor de un buen sentido del humor, de carácter tranquilo, leal, algo voluble y bastante nostálgico y romántico, a lo cual podemos añadir gran sensibilidad, nobleza y carácter firme. (Con datos de Gabriel Pareyón en su Diccionario Enciclopédico de Música en México).

8. Del compositor cubano es la canción “Linda boca”, solicitada por los radioescuchas el pasado viernes, en versión de Los caminantes. El compositor y director de orquesta Julio Brito nació en La Habana el 21 de enero de 1908 y falleció en julio de 1968. En 1924 integró en la orquesta de Don Aspiazu como saxofonista, y posteriormente se dedicó a tocar percusiones, guitarra y vibráfono. No se conformaría solamente con lo aprendido y en este periodo realiza sus primeras composiciones, creando varias canciones que llegan a popularizarse. En 1931 compuso "Ilusión china", con la cual obtuvo alguna popularidad. Estuvo entre los primeros artistas que trabajaron en programas musicales de la radio cubana. Entre sus obras se encuentran "Trigueñita", "Oye mi guitarra", "Flor de ausencia", "Mira que eres linda", "Serenata guajira", "Si yo pudiera hablarte" y su éxito internacional de 1937 "El amor de mi bohío". Fue hermano del destacado músico y director de orquestas cubano Alfredo Valdés-Brito Ibáñez. Julio Brito musicalizó varias películas como “Embrujo antillano”, también fue uno de los primeros directores de música de la Radio en Cuba, la cual comenzara en el año 1922. Tuvo dos hijos varones y una hembra, a los varones le puso como nombre, Alfredo y Julio y ambos ya casados formaron un cuarteto que lo llamaron Los Britos, el cual fue bastante conocido en Cuba. Julio Brito falleció el 30 de julio de 1968 en La Habana a los 60 años de edad, dejando un legado musical muy valioso para las nuevas generaciones interesadas en esta disciplina musical.

9. En la sección Una canción colombiana para el mundo, a cargo del coleccionista Alberto Cardona Libreros, nos ofrecerá una grabación realmente interesante, se trata de un bambuco interpretado por el bolerista Leo Marini: “Mantilla blanca”, de Chano Rodríguez. Sin duda una rareza ya que conocemos a Marini interpretando temas bolerísticos y tropicales. Ya con una carrera bastante fuerte y cimentada, Leo Marini viaja a Colombia en 1954 viaja a Colombia y realiza nuevas grabaciones al lado del trombonista y director de orquesta argentino Arnoldo Nali. Vuelve a Cuba en los años de 1955, 1956 y 1958. Ese año, ante la masificación del formato LP graba con la Sonora Matancera el álbum Reminiscencias, el disco más vendido de su carrera musical, digitalizado posteriormente. En Bogotá, con su antiguo conocido Américo Belloto establece la empresa discográfica Coro de corta existencia. En suelo colombiano, en 1957, nace su segundo hijo José Luis Batet. En 1970 regresa a Argentina y se divorcia y se reincorpora por breve tiempo a la Sonora Matancera junto a Miguelito Valdés y Carlos Argentino. A finales de ese año, firma contrato con la empresa discográfica venezolana PROMUS para la cual graba en Caracas, con una orquesta dirigida por su conocido Arnoldo Nali, el LP "El Nuevo Leo Marini canta 12 canciones que nunca antes cantó", el cual obtiene éxito y se convierte en su resurrección profesional. Carlos Andrés Pérez, Presidente de Venezuela, lo condecora en 1978 por su trayectoria musical junto a Libertad Lamarque, Toña la Negra, Bobby Capó, Dámaso Pérez Prado y Pedro Vargas. En Venezuela, en el año de 1980, Renato Capriles, director de la orquesta de baile "Los Melódicos", solicitó sus servicios como vocalista invitado en el primer disco de la Orquesta La Grande.

10. En la sección Rincón norteño, presentaremos algunas grabaciones con la agrupación Los Alegres de Terán. Este dueto se formó en Nuevo León cuando Eugenio Ábrego (nacido el 2 de mayo de 1922 en el Rancho de La Soledad Sección Juárez, Municipio de General Terán) y Tomás Ortiz (nacido el 2 de junio de 1924 en el rancho San Rafael, de General Terán) se reunieron en un club a mediados de los años 40, centrándose sus actividades alrededor de la zona de Monterrey, Reynosa, y, finalmente, radicándose en la ciudad fronteriza de McAllen, Texas (Estados Unidos). Al ser uno de los primeros «duetos» de música norteña, su instrumentación fue muy básica, formada por acordeón de dos hileras y bajo sexto, que es considerada como la dotación tradicional de conjunto de música norteña. La mayoría de su repertorio se concentró en corridos de compás binario o ternario y canciones románticas rurales. Su primer disco lo grabaron en 1948: “El Corrido de Pepito”. Se cree que durante su estancia en Monterrey consiguieron figurar en el programa llamado El Pregonero del Norte, el cual se transmitía en la emisora XET, con amplia cobertura regional hasta el valle de Texas y cuentan que en cierta ocasión el locutor Juan Cejudo, estando al aire, escuchó unas carcajadas y preguntó al dueto cuál era el chiste y alguien le contestó: “Es que así somos los de Terán, muy alegres”. Desde entonces Juanito Cejudo los bautizó como los siempre alegres, Los Alegres de Terán. A finales de 1950 firmaron un contrato con la disquera Falcón, de McAllen, Texas. En México, el compositor Felipe Valdez Leal, convenció al dueto de incorporarse a la compañía Columbia en 1956, y se desplazaron a la capital para las nuevas grabaciones. En 1961 aparecieron en el melodrama “Pueblito”, dirigido por Emilio Fernández. Abrego falleció en mayo de 1988. Tomás Ortiz falleció en noviembre de 2007.

Estas canciones y otras más son las que le presentaremos este viernes 02 de MARZO de 2018 en “Hasta que el cuerpo aguante”, desde Aguascalientes, México. 

* El orden en que se anuncian las canciones no necesariamente es el orden en que se presentarán durante el programa. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario